Academy

Consejos para sacadas exitosas en bunker de green.

Pinterest LinkedIn Tumblr

El bunker de green es el elemento que resulta un tanto difícil del campo de golf y que más penaliza a la mayoría de los golfistas aficionados.

Klever Tee Time / Redacción

Evidentemente, la función de estas “trampas” es dificultar el juego, aunque desde una perspectiva diferente a la que muchos aficionados creen.

Los bunkers de green no pretenden dificultar el juego corto alrededor de green, todo lo contrario. Desde la arena es donde más margen de error tenemos a la hora de golpear la bola, de hecho, la sacada de bunker (de green) es el único golpe en golf donde no tenemos que centrarnos en golpear la bola.

La mayoría de golfistas aficionados ven al bunker como una amenaza, como un peligro y entran a la arena con temor, dudas e incluso nervios. Supera tu miedo al bunker y tu juego en la arena mejorará de inmediato.

Aprovéchate del margen de error 

Hay más margen de error en una sacada de bunker que en cualquier otro golpe de golf. Tanto si golpeas dos, cuatro o seis centímetros detrás de la bola, siempre que aceleres la cabeza el palo a través del impacto, sacarás siempre la bola de bunker.

Apunta a la parte superior de la bandera 

Los golfistas aficionados acostumbran a dejar cortas las sacadas de bunker. Para conseguir la distancia requerida en cada sacada, apunta a la cima de la bandera (o justo detrás del hoyo) de este modo seguro que generas la suficiente velocidad con la cabeza del palo en el momento del impacto. 

Peso hacia delante en el chip desde bunker 

Este es un consejo del gran Gary Player, a la hora de enfrentarse a un golpe de chip desde bunker, mantén siempre el peso en la pierna izquierda (golfistas diestros) durante todo el swing.

Corta las patas de la bola

Un buen pensamiento de swing para sacar la bola de bunker en cada ocasión es pensar que a la bola le han salido unas patas de pocos centímetros de largo. La misión de nuestro sandwedge será segar las patas de la bola con nuestro golpeo.

Lie empotrado = golpe de karate 

A la hora de enfrentarse a una bola empotrada (huevo frito) Lee Trevino inventó su propio método, el golpe de karate en la arena. Mantener el peso muy a la izquierda, realizar un backswing muy vertical y clavar el palo detrás de la bola, sin followtrouhg.

De este modo la bola se despega de la cara del palo con mucho backspin, elevándose lo suficiente para superar el talud y con bastante efecto como para frenar en green.

Dobla la longitud de swing en bunker 

Un buen consejo para tener un estándar de distancias y calcularlas mejor desde el bunker es emplear el doble de swing del que usaríamos un golpe, de la misma distancia, desde la hierba, de este modo aplicaremos el swing correcto para superar la resistencia de la arena.

Swing suave y nivelado 

Lo fundamental en una sacada de bunker es que la cabeza del palo atraviese la arena suavemente y con una velocidad constante. Muchos golfistas aficionados tienen una buena técnica o realizan buenos movimientos, pero abandonan el golpe cuando el palo entra en la arena.

Una primera solución a este problema es mantener las manos más firmes de lo normal en el grip. No me refiero a mantenerlas rígidas, pero si de asegurarnos de que están lo suficiente firmes para resistir el golpe contra la arena.

Últimas reflexiones 

Como ya habrás comprobado, para sacar la bola del bunker de green simplemente necesitamos tener las cosas claras; saber qué y cómo debemos realizar el golpe, comprometernos con él y afrontarlo con confianza.

Escribe un comentario